San Juan Hoy - Noticias de la provincia, el país y el mundo San Juan Hoy - Noticias de la provincia, el país y el mundo

Tras su gira por EEUU, Massa buscará acaparar la gestión mientras Cristina Kirchner conserva la centralidad

El Gobierno está encolumnado detrás de la Vice en su disputa judicial y en solidaridad por el ataque en Recoleta. El ministro de Economía gana terreno y digita los números del gabinete.

Política sanjuanhoy sanjuanhoy

SD46JREJNBBEVJWW3ATFGD2TIQ

BEAT HORIZONTAL

Una vez que finalice su gira por los Estados Unidos, el ministro de Economía Sergio Massa planea utilizar el capital político obtenido en Norteamérica para acaparar la agenda de gestión del Gobierno.

De alguna manera, Massa ya digita el día a día de un gabinete que pocas semanas atrás debió acomodar sus números en base a la necesidad del ministro de Economía de ajustar las cifras para mostrar al Fondo Monetario Internacional austeridad. Una estrategia que tuvo como único objetivo que el organismo internacional desembolse unos U$S 4.000 millones que servirán para aumentar las reservas del Banco Central de la República Argentina (BCRA).

En esta nueva reconfiguración de poder en el Frente de Todos, Cristina Kirchner y Massa ganan cada vez más terreno. La Vicepresidenta tiene la centralidad total de la política, pero el tigrense lleva adelante una agenda que lo posiciona como el hombre de “poder” dentro del gabinete.

Massa gana terreno en la gestión de Gobierno y Cristina Kirchner concentra la centralidad del poder
Con el logro de haber “equilibrado” el valor del dólar blue y con los buenos resultados del dólar soja que ya cosechó un ingreso de divisas de U$S 2.000, Massa ganó terreno entre quienes incluso consideraban que no iba a poder controlar la macro. Al mismo tiempo que su figura crece, la del presidente Alberto Fernández parece eclipsarse. Lejos de la centralidad, el mandatario hoy busca lograr equilibrios para sostener la paz en el espacio y llegar sin sobresaltos a 2023.

Tras su llegada a Economía en reemplazo de Martín Guzmán, Massa tuvo momentos de centralidad absoluta, pero eso se fue diluyendo tras -en primer lugar- la embestida judicial de Cristina Kirchner en el marco de la causa Vialidad que obligó a todo el gabinete a encolumnarse detrás de su pelea personal con la Justicia y el ataque que la Vicepresidenta sufrió hace dos semanas en la puerta de su departamento en Recoleta.

Ambos hechos colocaron a Cristina Kirchner en el centro de la atención política. ¿Eso significa que la Vicepresidenta digita la gestión? No. Ese rol, de alguna manera, es el que Massa gana semana a semana.

Massa y Cristina Kirchner ganan terreno en el Gobierno
Este medio pudo saber que ambos mantienen un diálogo fluido y que Cristina Kirchner estuvo al tanto de los detalles de la conformación del “dólar soja” a $200 para que los productores liquiden y aumenten las reservas. Incluso el recorte de Massa en áreas sensibles como Educación, Salud, Hábitat, entre otros, fue consensuado con el kirchnerismo duro.

Cerca de Cristina Kirchner dicen que a Massa no le molesta haber perdido la centralidad. “A él lo que más le conviene es que a ella le vaya bien. Lo que más quiere es que Cristina lo bendiga el año que viene”, dicen.

Massa sabe que la única manera de aspirar a una candidatura presidencial en 2023 es si tiene el empujón del kirchnerismo. “Su pelea es con Alberto Fernández. Ellos se disputan cinco puntos de peronismo moderado que podría irse para otro lado”, agrega otro funcionario cercano a la titular del Senado. “Pero que ese electorado se quede es tarea de Massa, eh”, aclara.

A su regreso de los Estados Unidos, Massa tendrá una agitada agenda de trabajo. El miércoles se conocerá la inflación de agosto, dato de su primer mes al frente del Palacio de Hacienda, y el jueves se presentará en el Congreso el proyecto de Presupuesto 2023. Además, el miércoles se presentará la extensión del Plan Gas 4 y se lanzará el Plan Gas 5 para incentivar las inversiones que permitan abastecer el gasoducto Néstor Kirchner, una vez que esté en funcionamiento.

En medio de la agenda paralela de ambos están las versiones cruzadas sobre posibles candidaturas en 2023. En el seno del oficialismo dicen que es muy pronto para hablar de nombres propios, pero lo cierto es que es una cuestión que podría llegar a levantar tensión. La centralidad de Cristina Kirchner hace que varios dirigentes sueñen con la posibilidad de tener un candidato duro K en las próximas elecciones. En ese escenario no entraría Massa.

Uno de esos postulantes podría ser la propia Cristina Kirchner, pero en su entorno repiten que nadie sabe qué hará. Los que suelen tener trato con la Vicepresidenta dicen que su eventual postulación dependerá de una serie de factores: cómo llegue el país en 2023 y cuál es su situación judicial.

 

BEAT HORIZONTAL

Te puede interesar

Lo más visto



Boletín de noticias