La serie "Cóppola, el representante" ya es un éxito y garantiza una segunda temporada

La serie que protagoniza Juan Minujin sigue generando revuelo y la promocionan a diario estrellas interesadas en sumarse al revival de los 90.

Espectáculos 29 de marzo de 2024

ARCHI_1095544

Se supone que es cuestión de horas el anuncio formal acerca de la segunda temporada de "Cóppola, el representante" la serie que protagoniza Juan Minujin y que utiliza de excusa al popular manager de Diego Armando Maradona para recrear una etapa  caracterizada por toda clase de excesos.

Los espectadores devoraron los seis capítulos iniciales en los que se procura  capturar la  esencia de la década del ´90 a partir de las desmesuras de un hombre responsable de anécdotas disparatadas que aunque no necesariamente sean reales, siguen siendo atractivas para un público capaz de encandilarse con el brillo de la época de la pizza, el champan y la afición del protagonista por las mujeres espléndidas y los autos caros.

Realizada por Pampa Films/Gloriamundi Producciones, la serie está dirigida por Ariel Winograd, quien también se desempeña como showrunner.La  producción sólo tuvo que promocionar el lanzamiento; después del primer capítulo los programas de la tarde se llenaron de voces airadas que contribuyeron a publicitarla y que están garantizando una nueva temporada.

Picó  en punta Yuyito González, la ex mujer de Cóppola y madre de su hija Bárbara, que a pesar de haber firmado para ceder derechos de imagen - y naturalmente cobrado un cachet por ello- no se bancó ver en la pantalla a Minujin, en la piel de Gillote, cuando Mónica Antonópulos-que la representa a ella-le comunica que está embarazada y él le sugiere interrumpir la gestación.

"Me dolió porque Guille es incapaz de actuar así" dijo, medida, Yuyito, ratificando la fama de buen padre de Cóppola y criticando a un guionista que-según sus propias palabras-desconoce que el ex manager de Diego, nunca actuarìa de ese modo.

Lo bueno para la serie fue que demasiada gente tenía algo que decir acerca de lo que estaba viendo.Después fue el turno de Alejandra Pradón (Adabel Guerrero) que salió a desmentir de plano haber sido amante de Maradona , como lo afirma la serie, que  le deja a Cóppola el papel triste y previsible de pantalla.

También tienen que agradecerle a la serie  los programas de la tarde en los que aparecieron personajes  de los 90  dispuestos a mejorar las anécdotas de Cóppola e intentar un lugarcito en la segunda parte o una producción exclusiva.

Graciela Alfano, que hasta ayer nomás se jactaba, de no tener memoria  la recuperó de golpe y salió a echar luz sobre sus propios excesos. Empezó con detalles de su romance con Carlos Saúl Menem y siguió con una relación de 7 años con Mauricio Macri, simultánea aunque no tal prolongada, con un vínculo esporádico con Maradona.

Y como hay que tratar de pintarle la cara a Cóppola-alguien capaz de asegurar que se hizo lustrar los zapatos con un sultán- la clavó al ángulo diciendo que Macri y Diego estaban enemistados y ella usaba parte de su tiempo con ambos, intentando acercarlos.

Te puede interesar
Lo más visto