Tras el contacto de MM y AF: el Merval moderó caída, pero bonos siguieron en picada

Economía 14 de agosto de 2019
El S&P Merval perdió un 1,4%, a 29.920,69 unidades. De todos modos había llegado a caer casi 5% a media rueda por la incertidumbre política y financiera, y la fuerte baja de Wall Street. Mucho peor fue el escenario para los bonos en dólares, que se derrumbaron por tercera rueda en fila hasta casi 12%.

merval

En otra rueda con altos grados de volatilidad, la bolsa porteña cayó 1,4% este miércoles producto de la máxima incertidumbre financiera y política local, que llevó al dólar y al riesgo país a marcar nuevos máximos, en un contexto de fuertes retrocesos en los mercados internacionales ante el temor de una recesión global.
 
De todos modos, el descenso del índice accionario S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (cedió a 29.920,69 unidades) logró atenuarse en la última parte de la jornada, después de se conociera un diálogo telefónico entre el presidente Mauricio Macri y el líder opositor Alberto Fernández, quien se comprometió a llevar calma a los mercados financieros.

Las bajas del día fueron lideradas por las acciones de Transportadora de Gas del Norte (-15,4%); de Transener (-11,1%); y de Edenor (-10,3%).

 

En Wall Street, el retroceso de algunos ADRs argentinos fue mayor: IRSA Propiedades Comerciales cayó 14%; Edenor, un 12,7%; y Loma Negra 9,6%.

La aplastante victoria de la oposición en las elecciones internas dejó a Macri, el candidato favorito de los mercados, con pocas chances de ser reelecto y desencadenó un derrumbe de la confianza de los inversores y del peso, lo que podría acelerar una inflación ya altísima.

El diálogo de Macri con Fernández pareció tranquilizar un poco a los mercados, que temen por la gobernabilidad en los próximos meses, ya que las elecciones presidenciales se llevarán a cabo en octubre y el próximo presidente asumirá recién en diciembre.

"El acercamiento político abrió expectativas de que pueda llevar contribuir con una mayor tranquilidad, pero recién se encuentra en etapas preliminares para poder de detener la masiva destrucción de valor que genera el agresivo remate de posiciones en especial por porte de fondos externos", analizó un experimentado economista.

Analistas concuerdan en que un acuerdo político entras los principales candidatos sería en el actual escenario "la única llave" que podría tranquilizar a los mercados y así frenar la escalada de las tensiones financieras.

En busca de retomar la iniciativa política, Macri había anunciado por la mañana varias medidas para aligerar el impacto social que tendrá la disparada del dólar, pero no tuvieron una buena recepción en los mercados: el dólar profundizó su tendencia alcista, al trepar 8,8%, a $60,49 en el segmento mayorista, pese a la venta de u$s248 millones por parte del BCRA (en el Banco Nación el billete saltó a $63).

"Las tardías e insuficientes medidas tomadas de apuro por el oficialismo no sirvieron para calmar los mercados", dijo un operador.

Por otro lado, vale remarcar que la plaza local también estuvo condicionada por una brusca baja de 3% de los principales índices de Wall Street, después de que el indicador del mercado de bonos de Estados Unidos apuntara a un riesgo mayor de recesión, en una jornada en la que se conocieron débiles datos económicos en Alemania y China.

Riesgo país indomable y bonos por el piso

En medio del complejo clima local e internacional, el riesgo país argentino, que mide la banca JP.Morgan, trepaba 194 unidades, a 1.935 puntos básicos, su nivel más alto desde noviembre de 2008.

Operadores coinciden en que los actuales niveles del riesgo país son semejantes a cuando un Gobierno afronta problemas de pago con su deuda soberana. Además, para colmo de males siguió la sangría de depósitos bancarios en pesos, los que son dolarizados en su mayoría,dijeron fuentes del mercado.

Frente a ello, los principales bonos en dólares continuaron sin encontrar un piso y anotaron mermas abruptas de hasta casi 12%.

El caso más emblemático fue el del DICAD, que registró un derrumbe del 11,95%. "Varias consultoras comenzaron a advertir acerca de la posibilidad de una reestructuración de deuda amigable para el próximo año", sostuvieron desde Rava. Otro bono que sufrió un fuerte castigo fue el AO20D, con un derrape del 10,8%, por lo que su rendimiento se disparó a un 85% anual en dólares.

Por su parte, los bonos en pesos sufrieron derrumbes mayores, de hasta el 33,8% (PR15).

"Otra jornada negra para la renta fija. Desde las PASO, los precios se derritieron 40% con una destrucción de valor de más de u$s31.000 millones. En promedio, los títulos con Ley Argentina operan en 45 centavos por dólar, mientras los que cuentan con legislación neoyorquina cotizan en u$s48 centavos", indicó el economista Nery Persichini.

Desde la banca de inversión Puente dijeron que "luce adecuado sustituir las posiciones ya existentes en bonos soberanos argentinos en dólares con legislación local -Bonar 2024 y Discount Ley Argentina principalmente-, por bonos soberanos con legislación de Nueva York y bajo nivel de paridad".

Agregaron que "el objetivo de este rebalanceo es obtener la protección adicional de la legislación extranjera, ganar capital nominal, y ubicarse con una postura más defensiva en bonos con baja paridad".

Te puede interesar