Condenaron a José López a seis años de prisión por los bolsos con U$S 9 millones

El exsecretario de Obras Públicas fue encontrado culpable del delito de enriquecimiento ilícito. La monja Celina Inés Aparicio fue absuelta.

jose lopez

El Tribunal Oral Federal 1 condenó a seis años de cárcel al exsecretario de Obras Públicas, José López, por los bolsos con US$ 9 millones que intentó esconder en junio de 2016 en un convento de General Rodríguez.

Los jueces declararon culpable al exfuncionario por el delito de enriquecimiento ilícito. A su vez, absolvieron a la monja Celina Inés Aparicio, y penaron a dos años de cárcel -en suspenso- a María Amalia Días, esposa de López.

El TOF 1, compuesto por los magistrados Ricardo Basílico, José Michilini y Adrián Grünberg, también condenó como partícipes necesarios del hecho a los empresarios Andrés Enrique Galera y a Eduardo Gutiérrez a dos años y seis meses de prisión.

En el fallo judicial, se ordenó decomisar los US$ 9 millones y los relojes marca Rolex y Oster incautados. Los bienes se repartirán en partes iguales entre los hospitales Garrahan y Gutiérrez. Según dispusieron los magistrados, se tomó la medida para que "se puedan satisfacer sus necesidades y para dar a lo incautado un fin de utilidad pública". En la misma medida, pedida por el fiscal federal Miguel Ángel Osorio y la Oficina Anticorrupción (OA), incluyeron a la propiedad que tiene el exsecretario K en Tigre.

Además López deberá pagar una multa de 60% del valor de aquellos bienes o dinero que prueban su enriquecimiento ilícito y no podrá volver a ejercer cargos públicos.

Durante el juicio, tanto el fiscal como la OA habían pedido la pena máxima para este tipo de casos, que correspondía a seis años de prisión. Para Osorio, López había aumentado su patrimonio en un monto "escandalosamente" elevado que no se podía justificar y esto demostraba que el dinero escondía "actos de corrupción".

El exfuncionario declaró durante el proceso que el dinero de los bolsos no era suyo, sino de varias personas "vinculadas a la política" de las cuales no podía dar precisiones. "Yo mismo no sé quiénes son todos y no quiero saberlo", afirmó López, quien dijo temer por su seguridad y la de su familia. Contó que a las monjas "no había que darles detalles" sobre los bolsos que debían guardar en el lugar y que se trasladó hasta allí en automóvil, escoltado y vigilado por tres personas que le entregaron el dinero.

Cámaras de seguridad captaron imágenes de López con algunos de los bolsos en la entrada del monasterio mientras era atendido en plena noche por la religiosa. En las imágenes quedó registrado que López también llevaba un arma de fuego.

Te puede interesar