Benjamín recibió el alta médica y ya se encuentra en casa con su familia

El pequeño de 5 años fue encontrado en buen estado de salud tras sobrevivir 24 horas solo en Albardón.

Screenshot_20190319-151418~2

Le dieron el alta a Benjamín Sanchéz, el nene de cinco años que estuvo desaparecido durante 24 horas en el desierto de San Juan.

El pequeño se recuperó un par de horas en el Hospital Rawson. En un video que difundieron sus padres más temprano, se lo podía ver comiendo galletitas y chupetines y tirando besos para agradecer a todas las personas que participaron del operativo de rescate.

Este martes por la mañana, Benjamín recibió la visita del gobernador Sergio Uñac y se mostró de buen ánimo. El chiquito fue encontrado el lunes deshidratado pero en buen estado de salud por baqueanos y motociclistas en la zona llamada El Salado.

"Fueron las horas más desesperantes de mi vida", escribió su hermana Guadalupe en Facebook en un emotivo mensaje.

La joven también agradeció a los más de mil sanjuaninos que participaron del operativo por esta "segunda oportunidad", por poder "jugar una vez más con Benjamín".

"Creo que hubo un milagro para que todo se diera como se dio y que hoy podamos contar con Benjamín vivo, sano y salvo con su familia. Estuvo 24 horas solo en el campo, y eso no es poco", contó el piloto del Dakar Alberto "Puchi" Ontiveros.

El chiquito había desaparecido el domingo en medio de un almuerzo familiar.

Su hermana Victoria recordó el momento. "Un nene que estaba con nosotros vino a decirnos que Benja se había ido", contó. La chica y su mamá se levantaron y empezaron a llamarlo. "Estaba cerquita. Él tenía un pan en la mano, miraba, se reía y seguía corriendo. Mamá lo llamaba para que no se alejara, pero él corría rápido".

La "travesura" continuó hasta un momento en que el chico se perdió. Según los rescatistas, el nene caminó unos 21 kilómetros, siguiendo el cauce del río El Salado. Por suerte, el clima lo acompañó.

"Durante la noche del sábado llovió e hizo muchísimo frío, pero la noche del domingo estuvo muy agradable. Se podía estar en manga corta como a las 3 de la mañana. Además, era luna llena y el campo no estaba tan oscuro", describió Victoria.

Por suerte la "travesura" de Benjamín terminó bien y se convertirá en una anécdota para toda la provincia.

"Gracias sanjuanino, sin todos ustedes yo ahora no podría estar feliz por tener a mi hermano, la luz de mis ojos, conmigo. Gracias por no permitirnos perder al tesoro más preciado de la familia. Y principalmente gracias por ofrecerme esta segunda oportunidad, ojalá mi experiencia les sirva. Cuiden a sus seres queridos!", dijo su hermana Guadalupe.

Te puede interesar