Presidente de la DAIA: "San Juan trabaja muy bien en la lucha contra el odio y la discriminación"

Locales 23 de agosto de 2019
Jorge Knoblovitz acompañado por otros dirigentes de la asociación israelita se reunieron con el gobernador, previo a la presentación de la muestra “Reflexiones de la Shoá del Museo del Holocausto”.

presidente daia

El gobernador Sergio Uñac recibió al presidente de la DAIA (Delegación de Asociaciones Israelitas), Jorge Knoblovitz, quien visita la provincia por la inauguración de la muestra “Reflexiones de la Shoá del Museo del Holocausto” de Buenos Aires, en el Teatro del Bicentenario.

“Es la primera vez que vengo a San Juan, lo hago con mucha pasión e interés para trabajar con el Estado provincial. La DAIA es la representación política de la comunidad judía argentina, es la quinta del mundo. Trabaja contra el antisemitismo, el odio y la discriminación. Es la organización de la sociedad civil más importante de Argentina en materia de derechos humanos”.

“Hoy tratamos con el gobernador Uñac y su gobierno, de colaborar para que lo que está pasando por ejemplo en Europa en estos momentos, no pase en Argentina, donde los supremacistas no tengan éxito”, agregó Knoblovitz.

Sobre la actuación en San Juan, el titular de las Asociaciones Israelitas acotó: “En San Juan se está trabajando muy bien y buscamos seguir por este camino, el de la lucha contra el odio y la discriminación. Nuestro objetivo desde la DAIA es estar trabajando con todos, para todos y todos juntos”, finalizó sus palabras Knoblovitz.

Acompañaron al gobernador en la reunión, el vicegobernador Marcelo Lima; el ministro de Gobierno Emilio Baistrocchi; la ministra de Turismo y Cultura, Claudia Grynszpan; la secretaria de relaciones Institucionales; Elena Peletier, la secretaria de Gobierno, Justicia y Dereechos Humanos; Fabiolas Aubone y directivos que acompañaban al presidente de la DAIA Argentina.

daia uñac

Sobre la muestra

La muestra es una invitación a reflexionar sobre las experiencias del pasado y sobre las acciones en el presente. Permite repensar la historia, formular preguntas incómodas y profundas acerca de la condición humana y plantea un diálogo permanente entre recursos pedagógicos, recursos tecnológicos y testimonios de los sobrevivientes. El objetivo es que los visitantes puedan abordar el Holocausto-Shoá desde múltiples propuestas.

Te puede interesar